Mariana Álvarez Broz discute con los libros. Con una lapicera en la mano, les hace marcas, preguntas y signos de admiración: los pelea. Luego, en una segunda o tercera lectura, cuando ya no le queda lugar, le agrega papelitos de colores con notas y comentarios. No sabemos si después presta los libros y deja que otros se asomen a todo eso.

 

Licenciada en Comunicación Social, admite que elegir esa carrera fue fruto de una indecisión: ¿Sociología o antropología? Se preguntaba. Y no optó por ninguna de las dos. 

 

Doctoranda en sociología (IDAES-UNSAM), estudia las Relaciones de desigualdad y formas de agenciamiento en personas trans (travestis, transexuales y transgéneros) en un contexto de ampliación de derechos de la sociedad argentina contemporánea

 

 

Hizo en FLACSO un posgrado de Gestión y Política en Cultura y Comunicación y también una Maestría en Sociología de la cultura y Análisis cultural en IDAES-UNSAM.

 

Tiene un perro grandote de ojos celestes que se llama Chávez; es atolondrado como un adolescente